fbpx

Vestirse después de un ACV

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email

Para muchas personas, un accidente cerebrovascular significa sufrir una parálisis parcial o perder el rango de movimiento en brazos y piernas. Vestirse después de un ACV puede ser una hazaña desafiante que puede hacer que te sientas frustrado/a y cansado/a.

Si tienes debilidad en un lado específico de su cuerpo o has perdido un rango de movimiento significativo, puedes encontrar útiles los siguientes consejos:

Vestirse con debilidad en un lado

  • Deja que tu «brazo bueno» haga el trabajo.
  • Usa el brazo que aún tiene movilidad para ponerte la ropa, comenzando por el lado afectado primero. Para desvestirte, comienza por quitarte la ropa del lado no afectado.
  • Elige ropa holgada y telas resbaladizas o sedosas.
    • Asegúrate que tu ropa sea lo suficientemente holgada para que tengas espacio para maniobrar. Las telas transpirables que se deslizan fácilmente sobre tu piel harán que sea mucho más fácil vestirte.
  • Prepara tu atuendo antes de vestirte.
    • Siempre busca minimizar el estrés cuando sea posible; preparar tu atuendo de antemano te dará más tiempo para vestirte.
  • Al comienzo de tu recuperación, vístete sentado.
    • El equilibrio puede ser complicado al principio, así que asegúrate de encontrar un lugar cómodo para sentarte: silla, cama, sofá o cualquier lugar donde puedas tener ambos pies en el suelo (equilibrio) y tengas suficiente espacio para moverte mientras te pones la ropa.

A continuación, incluímos también algunos consejos para desafíos comunes:

Camisas y chaquetas

  • Elige telas resbaladizas o que no requieran planchado.
  • Usa el tiempo libre para practicar abotonarse y desabotonarse una camisa abotonada.
  • Primero coloca tu brazo afectado en la manga.
  • Empieza a abotonarte desde la parte inferior y ve subiendo.

Calcetines y zapatos

  • Siéntate. Pon tu pie sobre una superficie elevada.
  • Al principio usa zapatos sin cordones. Asegúrate de que estos te hagan sentir seguro/a y equilibrado/a.
  • Usa cierres de velcro en lugar de los cordones de los zapatos para que sea más fácil vestirte.

Joyas y complementos

  • Use brazaletes que se puedan deslizar en tu brazo en vez de engancharlo.
  • Los pendientes de clip son más fáciles.
  • Usa artilugios o trucos para que sea más fácil ponerte la ropa, como atar una cuerda a una cremallera.
  • Si puedes adaptar tu ropa, el velcro es una excelente alternativa a los botones y cordones.
    Las corbatas con clip son más fáciles de poner y quitar.
  • Un sostén de cierre frontal será más fácil de usar que uno regular.

RELATED ARTICLES